Entradas

Mostrando entradas de agosto, 2015

La bicicleta.... O la vida....esa es la pregunta...

Mi hijo acaba de aprender a andar en bicicleta. Ya no recordaba la emoción de ponerse en equilibrio, todo lo que se necesitaba para levantarse después de una caída, toda la concentración que requería dar una vuelta. Siempre existía la tentación de bajar los pies y continuar por el camino fácil. Pero ahora me doy cuenta de la gran analogía con la vida que tiene este ejercicio, desde la toma de valor para comenzar, la paciencia y las caídas que debemos poner en la bolsa de herramientas para intentar el objetivo, el conjunto de apoyo, ya sea amigos o familiares alrededor que se requieren, y por útimo el tiempo invertido, las tardes sumergidas en los intentos.
Y hay dos opciones, caerse y no volver a hacerlo, medio hacerlo, bajando los pies o lograrlo, y sentir ese aire de triunfo que choca en nuestra frente y que sabe nada mas y menos que a gloria, a dulce emoción de extasis chocando con nuestros pensamientos de gozo.
Así la vida, o le entramos o le ponemos rueditas para llevarla fácil. O …

es mi edad o es mi vanidad

No entiendo, pasan los años y yo sigo disfrutando las películas de Disney, parece como si yo no envejeciera nada, ni un pelín, es como si el mundo de la fantasía, de los finales felices viviera en mi y cada que veo una película con ese tipo de temática, regresara a mi mundo, a donde pertenezco. Y entonces me alejo de este mundo cruel, donde los malos no terminan castigados, donde los que sufren, lloran o son maltratados, al final tienen un gran premio, que los hace REALMENTE felices.
Creo que por eso, a veces, me cuesta "querer" mi realidad, porque no es como en los cuentos de hadas, tengo que ser "realista", tengo que ser "colmilluda", darme cuenta y adelantarme a gente ventajosa y astuta que puede o intenta abusar de mi "amabilidad" ya que al final, puede que la única que termine con un cambio para "mal" sea yo.
Pero... en verdad.. esto es real...
¿usted qué opina?

Positivismo o fanatismo

Siguiendo con los temas sin orden, hoy me di cuenta que hay gente que no es feliz, es fanática a ser feliz, por qué lo digo, porque están todo el tiempo buscando ser felices pero no son felices nunca, están en la búsqueda, sin ser redundante pero si acotando que hasta los mas expertos  comentan que mucha gente invierte toda una vida buscando ese tesoro preciado, ese elixir de la vida, esa fuente de la eterna juventud, pensando que ahí esta, SU FELICIDAD y zaz, cuando llegan, cuando lo tienen, cuando lo encuentran, cuando lo compran, dura muy poco la satisfacción, regresan al estado de monotonía, a la búsqueda de algo intangible.  Sin ni siquiera disfrutar el proceso.  Yo a veces la busco, aveces la disfruto, a veces la comparto. 
soy feliz, no lo puedo evitar. 

Trasnochada

Cuando por causas del destino, si, en verdad, por causas del destino, te llenas de madrugada, es un sentimiento diferente, sientes como te abraza el negro silencio, por otro lado, la soledad de los bellos durmientes por doquier. Parece que todos estuvieran trabajando en perfeccionar sus sueños, esos mágicos escapes que nos pueden llevar hasta donde nuestros anhelos quieran, sean inteligentes o perversos se van apoderando de nosotros.
Vas tomando tu mágico unicornio volador para conquistar ese mundo sin límites, sin prejuicios, sin lagunas, donde en un segundo cambia el paisaje y el destino, donde el obstáculo se viste de seda y te abraza para no ser mas algo molesto, sino algo hermoso que te lleva en algodones de azúcar a la meta soñada.
Así la madrugada... así mis sueños.