las insignificancias

y cuando camino
y volteo hacia atras
veo la luz que me iluminó
veo la compañia que jamas me abandonó
siento el anhelo de un futuro
siento el desvelo de un sueño

y me dejo llevar
sin pensar, asi nomas
para qué sufrir
para qué llorar
si la vida siguió
si el sueño se consumió

y todo pasó
los arboles crecieron
la quietud se terminó
la paz se arropó
sin final ni virtud
ni capricho capaz
de cambiar el humbral
la vida misma fugaz

Comentarios

Entradas populares